viernes, 31 de agosto de 2012

Dungeon Siege III




Sinopsis.

Desgarrado, el delicado equilibrio de poder entre las diversas facciones poderosas del Reino de Ehb se ha roto. Como uno de los escasos componentes de los protectores de la tierra, la 10ª Legión, depende de ti para reedificar la que antaño fuera una Gran Legión y evitar que Ehb se sumerja en la oscuridad.

Analisis. 


El videojuego comienza con una cinemática en la que se nos presenta a la Décima Legión, los fundadores del reino de Ehb, una facción que ejercía de guía y protectora para su reino, y que ahora se siente así misma enfrentada con el pueblo por la muerte de un antiguo rey de la que no se responsabiliza. No obstante ellos saben que fue la malévola Jeyne Kassynder la que acabó con ellos, y la que creó una lucha que confrontó a la familia real del oeste con la propia villana. Durante 30 años Ehb sufre, y es entonces cuando aparecemos nosotros como herederos de esta estirpe para recuperar su grandeza.


Dungeon Siege III adoptaremos uno de los cuatro roles que se nos ofertan:

Lucas Montbarron es un espadachín que no descansará hasta que la Legión recupere su lugar de privilegio, y es que es el hijo del Gran Maestro de la propia Legión. 



Anjali es una maga arcana que fue criada por simpatizantes de esta facción. 




Reinhart Manx hechicero que desciende directamente de una larga dinastía de magos y que ha pasado la mayor parte de su vida en la academia. 



Katarina una bruja que disfruta de armas de fuego de largo y corto rango y que es hija ilegítima de Hugh Montbarron, el padre de Lucas y el antiguo Gran Maestro de la Legión.



El comienzo es igual en cuanto a escenarios, aunque diferente en lo que se refiere al planteamiento. No son cambios significativos y definitivamente no afectan directamente al componente jugable, pero sí son elementos ayudan a motivar a jugar segundas partidas.

La diferencia entre un personaje se deriva sus diferentes habilidades de combate. No es que la experiencia sea tampoco radicalmente diferente en este campo, pero los cambios sí son sensiblemente más drásticos. 

Las quests son variadas, la mayoría tienen que ver con asesinar a algún personaje o acabar con monstruos, siempre dentro de los estrictos límites que el género impone, pero no parecen particularmente repetitivas dentro del buen puñado de horas de juego que el título oferta. En este sentido lo mejor de las misiones y el modo en el que se desarrolla la historia con ellas tiene que ver con las decisiones que tomemos. Éstas se derivarán del camino malvado o virtuoso por el que optemos en determinadas acciones o de las líneas de diálogos que escojamos en las conversaciones, pero lo único cierto es que con ellas podemos definir algunos elementos de lo que pasa e incluso de la conclusión de la campaña. 


Puntuación. 


Dungeon Siege III esta distribuida por Square Enix, la misma distribuidora de Final Fantasy y Obsidian como desarrolladora, las dos con importantes titulos en el mercado que además me han gustado mucho, por tanto le daré un 9